Cruz de Caravaca

274A0950.jpg

Cruz de Caravaca

La figura de la cruz fue elaborada en madera hacia finales del siglo XIX, autoría del carpintero local Juan Franco. Es probable que haya tomado como modelo iconográfico la cruz que desfila el Jueves Santo en Mompox. Para aquella época la imagen fue custodiada por el señor Florentino Velásquez, a quien se le atribuye ser el primer síndico. Después este derecho pasó a su hija Ana y años después a los herederos de ésta.
En 1997 la Junta acordó restaurar todo el paso en el taller de Hugo Villadiego, siendo complementada con la aplicación de una pátina, adquiriendo la cruz una policromía dorada y tonalidades envejecidas a cargo de Silvio Burgos Durango. Entre 2013 y 2016 la imagen es adornada con decorados en formas de cruces pequeñas y se reemplazan los dos ángeles tenantes tallados en Medellín. La figura actual es una copia de la original.
Talla en madera y resinas policromadas, constituida por una cruz patriarcal de tres travesaños. A cada lado de la cruz se encuentran dos esculturas que representan ángeles. Visten túnica blanca con encajes en las mandas, las alas de color dorado. Anda en madera con frisos laterales con tallas en madera, posee faroles en las esquinas de seis porta velas. Para la procesión la superficie del anda es decorada con arreglos de flores naturales. En buen estado de conservación.

159

Citation

“Cruz de Caravaca,” Repositorio digital de la Semana Santa en Ciénaga de Oro, Córdoba, consulta 14 de diciembre de 2019, http://semanasantalorana.digital/archivo/items/show/103.159